SIESTA

18 de Julio del 2007 a las 19:07 Escrito por Jaime Aguilera

“Rest or nap, usually taken in the early afternoon, as in hot countries”. Esta es la definición que se da a la palabra “siesta” en el diccionario de lengua inglesa Collins. El yoga ibérico lo llaman algunos. Yoga que, como el también ibérico jamón, ha pasado a ser un producto de exportación, hasta tal punto que somos los españoles somos los quintos en Europa en cuanto a la asiduidad en este hábito tan maravilloso. Porque estoy seguro de que están pensando que los líderes en este ranking siestero en Europa son los griegos, los italianos o los de la Isla de Malta: se equivocan, los alemanes. O sea, que lo de los países calurosos que recoge la definición del diccionario ha pasado a mejor vida.
Uno de mis sitios preferidos de Londres, uno de tantos, es el museo de la Segunda Guerra Mundial. Allí, en el subterráneo cerca de Downing Street, viendo el camastro donde Sir Winston Churchill se echaba su siestecita entre bomba y bomba, me dí cuenta de que para que el viejecete del puro hiciera frente a los nazis fue fundamental el humo habanero y el paréntesis ibérico.
Yo no llego a echarlas de “padrenuestro, pijama y orinal”, como obligaba el catecismo de D. Camilo José Cela, pero desde luego intento que sea en un cuartito oscuro y silencioso. Ahora en verano, con mi hijo acostado al lado, no me cambio por nadie, y mucho menos por los que a la misma  y sagrada “sexta hora” se están achicharrando en cualquier playa o piscina.
Con la siesta hay que ser redundante, hay que perseverar en ella para que no pierdan las buenas costumbres, incluso es recomendable que en las oficinas o en las restaurantes –ya hay algunos precedentes en Italia o en Japón- haya un sitio adecuado donde uno realice su particular rezo acostado en dirección a la Meca, en intimidad, en silencio y con los ojos cerrados.
El caso es que países como Suiza, China o Alemania tienen muy claro que este ritual tan mágico es muy beneficioso para la salud física y mental. Los españoles, como siempre, empezamos a desterrar la dieta mediterránea y la siesta justo cuanto el resto del mundo cae del peral donde nuestro paisano roncaba a pierna suelta.

Categoria: Artículos |

101 Comentarios

  1. Fernando Correas dijo:

    Me encanta, pero cuando la practico soy de esos que se levanta atontado y rumiando la comida del almuerzo….
    Ademas, Egdar Allan Poe me asusta con aquello de que el sueño es un pedacito de muerte.
    Así que aunque reconozco que es un placer y me gusta, me resisto.

  2. Fernando Correas dijo:

    Perdón quise decir Edgar

  3. ARTEMISA dijo:

    Yo también me levanto medio atontada cuando me la echo, supongo que es falta de costumbre, pero es cierto que cuando terminas de comer entra una morriña y media horita no viene nada mal. Ahora estoy contigo que deberían poner un sitio habilitado en los trabajos, así se tendría al personal también más controlado porque a la hora de buscarlo segurísimo que estarían allí;-)

  4. carmen dijo:

    Mi madre desconectaba la luz, para evitar oir el timbre de la casa, yo no llego a tanto, pero si que es verdad que desconecto el teléfono y móvil por si acaso alguién inoportuno llama.

  5. Pastrami dijo:

    Por eso deberían ser juzgados por delitos de lesa españolidad todas las malditas compañías que se dedican a llamar a la sagrada hora de la siesta para mentir sobre las bondades de cualquier compañía telefónica, de acceso a internet o de venta de alfajores. No merecen la menor misericordia y ahí se comprobaría la existencia de una justicia eficaz y modelna.

  6. Fernando Correas dijo:

    Para pastrami: DICES:Reconozco que debiera haberme montado a la chepa de Jaime y susurrarle al oido eso tan manido de “Recuerda que eres mortal”, en lugar de haber vertido tan agrios comentarios sobre el autor y su obra…Por el amor de Dios, Correas, no acuda a la excusa de las formas, y ayudemos a Jaime a que tenga buenos argumentos para hacer buenos artículos y buenos libros. Por ejemplo, batámonos en duelo. Reconozco que soy un mal tirador de esgrima, pero soy un peor muerto, asi que, si tiene tiempo y un sable, nos vemos y discutimos sobre el asunto.

    Y para que vea que no soy tan malo, no le he reprendido por olvidar una “h” de “halagos”, que supongo habrá sido por error mecanográfico. No obstante, a la próxima, le doy con el sable y con una Breve Ortografía escolar.

    Deja tu comentario
    http://www.frasesycitas.com/verfrase-la-burla-alago-envidia/cita-burla-6155.html

    Mañana al amanecer y con pistolas.
    pdta: alago se esccribe sin h (copiar 1000 veces)

  7. Fernando Correas dijo:

    Reconoce Pastrami que has dudado
    se trata de mi disortografía infantil… y ahora voy a dormir la siesta

  8. Pastrami dijo:

    Querido Fernando,

    Acabo de leer tu furtiva misiva del pasado Julio. Lamentablemente, disfruto de vacación amplia, y hasta hoy no te he leido.

    Creo que, a estas alturas de la feria ya te habrás dado cuebta de que “halago” lleva “h”. Soy un liberal que respeta, incluso, la posibilidad de que alguién escriba con faltas de ortografía. Disculpo, incluso, la soberbia del que, escribiendo con faltas de ortografía, reprende a quien no lo hiciera. Pero lo que nunca disculpo es que las faltas de ortografía se disculpen con alegación de enfermedad.

    Al amanecer, y a sable.
    Ya lo devolveré a su casa con cara de pollo al’ast.

  9. Pastrami dijo:

    Este blog es tan aburrido que los duelistas se mueren de gripe.

Deja tu comentario

Please note: Se ha habilitado la moderación de comentarios